El es…

José

Un día de arduo trabajo pasa con normalidad, hasta que apareció la oportunidad de ser millonario con La Gas.

Vive en Mérida, un sábado por la noche se encontraba en su taxi, cuando se percató que ya no tenía combustible; se decidió y fue a llenar su tanque como de costumbre, ahora es uno de los afortunados en ganar un pase dorado para participar por el millón de pesos. 

«Compraría la casa de mis sueños y ¿Tú qué vas a hacer con ese millón? Ganátelo en La Gas»

– Mario